Hierbas aromáticas

Sus perfumes y sabores complementan gran cantidad de platos en la gastronomía mundial. Son habitualmente usadas en la cocina y siempre realzan el sabor de los alimentos. Se pueden usar tanto frescas como secas para sazonar diversas comidas. Entre la inmensa variedad de ellas veamos las características principales de las más utilizadas.

Albahaca: es uno de los aromas más típicos en la gastronomía mediterránea. Se usan las hojas secas y frescas, agregando un inconfundible perfume a todas las combinaciones que se realicen con tomates. Es ideal para ensaladas y salsas, pizzas y también pastas, quesos y huevos.

Romero: es también una de las mejores hierbas que se emplea en la cocina mediterránea. El romero no puede faltar en la cocina, es primordial para la preparación de varios tipos de carne como cordero, conejo, pollo y pescado. También se usa en cazuelas y salsas. Se utiliza tanto fresco como seco, no es conveniente consumirse con demasiado exceso.

Ciboulette: es una hierba aromática de tallos muy finos y delgados. Se la emplea fresca y muy bien picada para un gran número de platos como pueden ser las cremas, ensaladas, huevos revueltos, ensaladas y salsas. Además sus largos y finos tallos son muy usados como forma de decoración de cualquier plato.